Jueves, 23 de Abril de 2020

Parlamento Israelí desaprueba el uso de tecnología de seguimiento en pacientes con COVID-19

La herramienta fue creada por el servicio de seguridad interior para luchar contra el terrorismo. Se cree que a pesar de este revés se la sigue utilizando en secreto.

Israel ha detenido, al menos de forma parcial, el uso de la tecnología de seguimiento de teléfonos para el rastreo de los pacientes con COVID-19.

Un comité de seguimiento parlamentario ha establecido que el daño producido a la privacidad de las personas sobrepasa a los beneficios obtenidos por esta técnica en los esfuerzos por controlar el cumplimiento de la cuarentena.

Según Ayalet Shaked, miembro del comité, el seguimiento a los teléfonos no aporta mucho dado que la policía suele visitar a los pacientes en cuarentena. La parlamentaria cree que este método más directo es suficiente.

Lista de control

La policía ha argumentado que la herramienta es efectiva, y que se ha arrestado a 203 personas con su ayuda. El número puede parecer pequeño pero es significativo cuando se considera que se trata de factores de contagio confirmados.

La policía ha realizado 500 revisiones al azar en base a a una lista de 13.500 personas provista por el ministerio de salud. Según estimaciones de dicho organismo el 15% de los listados ha incumplido la orden de aislamiento.

El total de infectados comprobados en Israel llega a los 14.326.

Permisos y herramientas

En marzo el gobierno israelí le dio a la policía la capacidad de pedir los datos de la localización de los teléfonos de los pacientes con coronavirus.

Al mismo tiempo, se comenzó a utilizar tecnología que la agencia Shin Bet desarrolló originalmente para combatir el terrorismo. La herramienta, que permite obtener datos de localización de los dispositivos móviles sin que las empresas o los usuarios se den cuenta, había sido mantenida en secreto.

Los grupos de libertades civiles protestaron ante estas acciones. El gobierno invocó el estado de emergencia pero accedió a que la extensión del uso requeriría la aprobación del parlamento.

Aunque el permiso ha sido retirado se cree que el sistema de vigilancia se sigue utilizando en secreto. Los oficiales que lo han empleado han señalado que más de la mitad de los diagnosticados han sido detectados con ayuda del Shin Bet.

Galería de Imágenes

Últimos lanzamientos Ver más

 Do NOT follow this link or you will be banned from the site!